Centenario de César Cortinas y un célebre Enigma musical

Esta noche tuvimos el enorme placer de escuchar el primer movimiento (y único) del concierto para piano y orquesta de César Cortinas, una hermosa obra de influencia romántica, magníficamente interpretada por el pianista Javier Toledo y la Orquesta Sinfónica del Sodre, bajo la batuta del maestro chileno, Helmuth Reichel Silva.




La prematura muerte del muy talentoso Cortinas en 1918, con apenas 27 años de edad, dejó la obra inconclusa, con apenas el primer movimiento terminado en versión para dos pianos. La orquestación, basada en indicaciones dejadas por el autor, fue completada mucho más tarde por el español Bernardino Terés, a pedido de la hermana del autor.

Una interpretación que por poco habitual en salas, sonó como un merecido nuevo estreno, conmemorando un siglo de su breve pero brillante vida artística.

El concierto culminó con una notable interpretación de las "Variaciones Enigma" de Sir Edward Elgar, tal vez el más inglés de los compositores desde Purcell, en una obra maestra, que es célebre especialmente por la variación Nimrod, de un encanto y una profundidad que subraya el carácter universal, melancólico y magistral de su autor.


.: Interpretación de las Variaciones Enigma :.
London Symphony Orchestra











DONACIÓN
Buy Me a Coffee at ko-fi.com
¡Gracias!

Comentarios